Columnismo

Entre dos luces

Por un puñado de votos

27.06.2016 @pablomerinoruiz 2 minutos

Todo sigue igual, o casi. Seis meses, nuevas elecciones y todo para que solo un puñado de votantes de C's vuelva al PP. Las alianzas son incompatibles y el país es ingobernable. Nada se mueve. No nos merecemos esto. Nos espera un verano de negociaciones imposibles, pactos frustrados y más campaña, siempre en campaña. Del "sorpasso" al tortazo. Unidos Podemos, el único cambio tangible en las papeletas, no le ha arrebatado la segunda plaza al PSOE ni en votos ni en escaños. El pacto con Izquierda Unida compensa una caída mayor. Para las siguientes ya se plantean una coalición titulada "A ver si ahora" he leído por ahí. 

Para ser justos si hay un ganador, Mariano Rajoy. Desde su silla, inmóvil, ha dado un golpe en la mesa y de paso ha asegurado que la izquierda no gobernará, salvo un conglomerado inverosímil con nacionalistas y una abstención de C's prohibitiva por definición. 14 escaños más han conseguido. La corrupción no solo no resta, sino que suma. Como en Valencia donde han subido 2. Además de castigar y arrebatar 5 al Psoe y otros 8 C's, los dos partidos que fracasaron en su pacto de gobierno. La Razón en su encuesta más optimista les daba 131, ¡suman hoy 137!

Los ciudadanos hemos tomado el pelo a las encuestas, a todas y cada una de ellas. Las empresas demoscópicas sí que se han pegado el verdadero batacazo. Si algo me ha sorprendido de estas elecciones ha sido Andalucía. El PSOE se ha desplomado y ha cedido el terreno a los populares. El feudo de la trianera Susana Díaz conquistado. Una victoria más que se puede apuntar Mariano. En definitiva, todo está en manos ahora de una aritmética electoral caprichosa y unos números que no cuadran. Capítulo aparte merecen los nacionalistas. PNV ha bajado un escaño, el resto del bloque catalán y vasco continúa impertérrito.

En diciembre se hablaba del fin del bipartidismo, si lo fue ha resucitado. El Parlamento está más dividido, pero el consenso no llega. Una situación complicada. Cuántas preguntas... ¿Felipe VI encargará a Rajoy gobierno? ¿Unidos Podemos propondrá un pacto real a Sánchez? ¿Ciudadanos, ahora que no es decisivo, apoyará algún gobierno o solo se abstendrá? Si llega, ¿gobierno de dos o de cuatro años? ¿Los nacionalistas tenderán la mano a algún partido generalista? Sinceramente, no creo que existe todavía respuesta para ninguna de ellas. A partir de mañana se abre otro período de reflexión, esperemos que de negociación y no de teatralización, para poner un proyecto en marcha. El fantasma de las terceras elecciones sigue pululando por Moncloa.

Etiquetas, , , , , , ,
Artículo anterior Artículo siguiente