Columnismo

Futbolistas de usar y tirar

09.08.2016 @danielnz97 4 minutos

¿Os acordáis cuando coleccionábamos cromos de fútbol? Os presento uno muy peculiar. Volved en el tiempo e imaginaos que os toca el de la imagen, pero lo tenéis repetido. Para más inri, está un poco roto. Se lo intentáis colocar a algún colega pero nada, ni regalado. Al final, decides tirarlo. Con lo de usar y tirar no me refiero a condones o clínex, sino a Álex Menéndez, el chico de la imagen, que tras 12 años como jugador del Sporting de Gijón, decidió abandonar la entidad asturiana el pasado mes de julio para formar parte del Girona Fútbol Club. El día uno de agosto fue presentado ante la afición y pasó con creces el pertinente reconocimiento médico. De hecho, según declara el propio jugador, le dijeron que "llegaba como un avión". Al día siguiente, por la mañana entrenó con normalidad y en la sesión de tarde se rompió el ligamento cruzado. Hoy, tras una semana, el club catalán ha decidido despedirle y por tanto, rescindir el contrato.

El Girona F.C, S.A.D (Sociedad Anónima Deportiva), y aprovecho para recalcar su nombre completo, dejando constancia de que un club de fútbol es una sociedad más, y actúa como cualquier otro tipo de empresa. Los directivos de la misma, ante la disyuntiva de los valores, la moral y la imagen; y por otro lado, el aspecto económico, han optado por esta última opción. De esta forma, se ahorran pagar la ficha de un jugador, cuya lesión le dejará en el dique seco, a priori, hasta febrero en el mejor de los casos. La economía de la entidad está a salvo, pero la imagen y la moral se encuentran en números rojos.

El conjunto rojiblanco se cubre las espaldas con el convenio de la AFE, Asociación de Futbolistas Españoles, que defiende que un equipo tiene 15 días para realizar las pruebas médicas pertinentes, lo que respalda la decisión de despedir a Menéndez, y por tanto mantiene en el ámbito legal la rescisión del contrato. Además, Quique Cárcel, director deportivo, ha explicado que los tres doctores que le han examinado coinciden en que vino lesionado y por tanto que el joven lo ocultó.

Por otro lado, cabe destacar que los médicos, que ratifican lo dicho por Cárcel, pertenecen a los Servicios Médicos del Club, y por lo tanto, como es lógico, no van a contradecir la versión de la Junta, con independencia de que el diagnóstico sea real o no. La veracidad de la evaluación de los facultativos queda en el aire al saber que pasó el reconocimiento médico en el que no se le detectó ninguna anomalía, superando además una prueba de esfuerzo, y realizó un entrenamiento sin ningún problema.

El Doctor Joaquín Arregui, exjefe de los Servicios Médicos del Valencia Club de Fútbol, explicó en una entrevista el proceso que se lleva a cabo en un reconocimiento médico de cualquier deportista, que entre otros apartados, incluye el aparato locomotor y por tanto los ligamentos de la rodilla. También indicó que en el caso de que un futbolista haya tenido una lesión importante se le realiza una revisión más específica de la zona, por lo que al no producirse dicha revisión, queda constancia de que no se le dio importancia a las molestias en la rodilla que tuvo en su etapa como 'sportinguista' cuando se le hizo el reconocimiento, incluso a sabiendas de ello. Además, se trata de un club profesional que realiza pruebas exhaustivas y que al parecer no fue capaz de detectar indicios de una rotura del ligamento cruzado.

En el fútbol sobran millones, no solo de los 120 que ha pagado el Manchester por Pogba, y falta moral. Mucha moral. Sin conocer con exactitud la realidad de los hechos, y aunque al humilde club de Segunda no le sobran millones, si que les ha faltado ética. Álex Menéndez ha sido tratado como un juguete del típico niño caprichoso y mimado, que lo tira a los 10 minutos. De hecho, creo que yo en el FIFA trato mejor a mis jugadores. Por cierto, si algún 'gironista' quiere tener un recuerdo de
Menéndez puede adquirir su cromo por 15 céntimos, que ya es más de lo que daría el propio Girona por el jugador.

Etiquetas, , , , ,
Artículo anterior Artículo siguiente