Columnismo

No leas esto

Oda a Jorge Cremades

14.12.2016 @caguecast 3 minutos

Ya sé que la semana pasada publiqué un artículo argumentando por qué YouTube España está cada día peor, pero también sé que unos pocos héroes anónimos, de esos sin capa, son capaces de reflotar este barco que se hunde. Ya que el titular e imagen que encabezan estas humildes palabras te han hecho spoiler, aclaro que Jorge Cremades obviamente  figura entre esos héroes.

Jorge Cremades es el macho definitivo. Con su barba tan densa como perfilada y su amplia percha, es capaz de enamorar a cualquiera con una simple sonrisa. Porque Jorge Cremades es un gran tipo, esto es bien sabido y se reconoce a simple vista. Alguien capaz de coger Internet y ponerlo panza arriba gracias a un aluvión de humor patrio políticamente incorrecto. Un iconoclasta a la altura de otros creadores millenials tales como Dalas, Wismichu, o el recientemente agredido Granbomba. Visionarios todos, incomprendidos por parte de una sociedad que jamás llegará a comprender la totalidad de su mensaje transgresor.

Detrás de un firme defensor de la renovación política de mano de la monarquía española y Albert Rivera, se encuentra un tío normal que suscita una envidia insana. Es normal por ello que mucha gente intente derrocarlo de su trono y dejarle en evidencia, ya que los españoles siempre hemos sido mucho del reconocimiento tardío. Porque nos duele aceptar que un genio camine entre nosotros.

Publicaba ayer El Español una entrevista a nuestro hercúleo protagonista en la que puede parecer que no sale bien parado. Y nada más lejos de la realidad. Jorge es un tipo que se encarga de estar a la última tanto estilística como personalmente. Pero no por ello sigue las modas a rajatabla. Con su look de niño bien, arreglado pero informal, te demuestra que su línea de pensamiento no dista de éste. Porque él cree en un feminismo eso, cuidado pero sin pasarse. Sabe que tiene que desvincularse del hembrismo para hacer sus vines de humor libre de pretensiones y estereotipos tan infundados como manidos. Lo que muchos no saben es que Jorge Cremades es un EXPERTO EN IGUALDAD, pero aún así siguen intentando demostrar lo imposible, que no sabe de lo que habla.

[su_custom_gallery source="media: 5232" limit="1" link="post" target="blank" width="800" height="800" title="always" class="Héroes de mierda"]IMG-20160425-WA0003[/su_custom_gallery]

Dice él, siempre humilde, que no es el sucesor del enorme Bertín Osborne porque no sabe cantar. Y menos mal, porque sabe que el talento y las oportunidades deben repartirse entre el resto de los simples mortales. Es buena gente hasta para reconocer esto. Comparte con el presentador de televisión y artista su amor innato por las mujeres y los chistes sobre ellas. Si hasta le ha dado un lavado de cara a los clásicos chistes de mariquitas, pero sin ser él nada de homófobo de eso, que tiene amigos gays. Tampoco misógino, aunque sabe que la violencia hembrista es tan mala, si no más, que la del patriarcado sobre el que ha estudiado en profundidad.

Jorge Cremades es, en resumen, un mártir. Un icono pop que a causa de su meteórico ascenso se ha visto expuesto a las críticas inmerecidas de una panda de envidiosos sin vida. Sabe que son cosas de la fama, y él solo quiere hacer su arte y poder bailar tranquilamente con su novia, la cantante del grupazo llamado "Hinds", Carlotta Cosials.

Se sacrificó por nosotros, por todos los hombres sinceros con nuestra condición en igualdad de ventajas y oportunidades. Se sacrificó por la IGUALDAD, por un mundo mejor limpio de la violencia hembrista que pretende cancelarle. Y por ello se ha retractado de unas desafortunadas declaraciones, siempre certeras, que el mundo todavía no quiere aceptar. No estamos preparados para apreciar a Jorge Cremades porque, simplemente, no somos Jorge Cremades.

Etiquetas, , , ,
Artículo anterior Artículo siguiente