Creación literaria

Mi musa quimera

09.04.2016 @LdelSolM 2 minutos

La conocían por sus libros. Siempre con alguno encima. Sobresaliendo su bolso.

Ella era esa clase de chica que causan misterio y dolor de cabeza en quien la piensa.

7.00 am. Hora de levantarse. Bebe café caliente mientras observa los primeros movimientos de la ciudad a través del ventanal. Se viste -de negro-, se maquilla -el alma- y sale -con prisa-.

Yo, que llevo 46 días tras la mirilla, sé que siempre sale a las 7.29 am y que prefiere las escaleras.

Coge el tren. Música en sus oídos. Aleatorio porque nadie mejor que ella, sabe que siempre sorprende con las mejores canciones. Y cigarro en mano. Era imposible no fantasear con sus manos.

Lo que nadie sabe es que fuma para camuflar suspiros en cada exhalación de humo. Que colorea sus uñas para no morderlas. Y que lee para no pensar.

No se fía de la gente que no sueña. Ni de la que no viaja a través de pensamientos.

Nadie sabe de su nombre ni sus gustos. Ni siquiera podría averiguar a donde se dirige después de abandonar la estación.

10.45 pm. Estoy otra vez tras la puerta. Si ha tenido un buen día escucho sus pasos a las 10.46 pm si no, a las 10.48 pm.

Sé que apaga la luz de madrugada y que si hay perseidas ni siquiera se acuesta. Prefiere quedarse a dormir en la azotea mirando al cielo. Y si no las hay, echa mano del caleidoscopio de su mesilla de noche.

7.00 am. Suena la alarma. Otra vez he soñado con esa chica.

A lo mejor hoy la conozco.

A lo peor la vuelvo a soñar.

Etiquetas, , , ,
Artículo anterior Artículo siguiente