Política y economía

¿Existe el Trump español?

18.11.2016 @dpelagu 5 minutos

¿A quién votarían en España los partidarios del norteamericano presidente electo? "Trump es una mentalidad, no una serie de políticas. Su espíritu positivo y luchador no tiene nada que ver con el victimismo sistemático y el recurso a la demonización de enemigos imaginarios de los que viven los denominados populismos europeos. Uno es un constructor. Los otros me parecen unos destructores." Así concluía su intervención Alonso, uno de los muchos españoles que apoyaban a Trump en las pasadas elecciones norteamericanas, en el anterior reportaje: "La España de Trump". Según el estudio del Instituto DYM, hasta un 4'2% de españoles hubieran votado a Trump. Pero, ¿cómo se manifiesta el fenómeno Trump en España políticamente?

Tras su elección, se produjo un cruce de acusaciones entre algunos de los principales líderes políticos españoles sobre quién es más parecido al republicano. Ciudadanos y PSOE -en la figura de Susana Díaz- han equiparado a Podemos con Trump por populistas, mientras que desde Podemos se ha insistido en las diferencias entre distintos tipos de populismo ("Los populistas son outsiders y pueden ser de derechas, de izquierdas, ultraliberales o proteccionistas", escribe Pablo Iglesias en su columna de Público) e incluso se ha erigido como catalizador democrático de la indignación popular, que podría haber aupado a un candidato como Trump. Jorge Vestrynge, verso suelto de Podemos, afirmó en directo en 'Al rojo vivo': "Yo soy proteccionista y partidario de regular la inmigración, por lo que hay cosas que dice Trump con las que estoy de acuerdo". Íñigo Errejón afirmó en una entrevista a PAPEL que había un hilo que unía a fenómenos como el Frente Nacional de Le Pen con Podemos, pese a sus diferencias. Le preguntaba por ello Pere Rusiñol, de Mongolia (a partir del 50:09):

Pere Rusiñol: Si hay una fina línea con el Frente Nacional, entiendo que la hay también con Trump. (...)

Errejón: Cuando decía eso, estaba diciendo que en nuestro país no hay Frente Nacional porque hay Podemos.

¿Porque hay Podemos? ¿No porque hay PP? Yo siempre pensé que el Frente Nacional era el PP

Yo creo que no, porque el Frente Nacional incorpora una parte de prometerle a algunos de los franceses más golpeados por la crisis la posibilidad de una comunidad que te proteja. El problema es que es una comunidad que te proteja contra el que viene de fuera, cuando en realidad el que te está haciendo la vida imposible es el Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial, los grandes capitales financieros que están saqueando tu país...

Manuel Arias Maldonado, profesor en la Universidad de Málaga de Ciencia Política y autor del libro 'La democracia sentimental: política y emociones en el siglo XXI', opina que hay ciertas similitudes entre los unos y los otros: "Podemos comparte algunos rasgos con Trump y Marine Le Pen: la apelación a la soberanía, recuperar el control frente al mercado financiero (...) Las formas no ortodoxas de dirigirse al ciudadano, por establecer similitudes entre fenómenos aparentemente opuestos, las comparten por igual Pablo Iglesias y Donald Trump. Tienen un estilo combativo, casi rayando el hip-hop en ocasiones, que resulta provocador. Se trata de romper las barreras del lenguaje políticamente correcto". Eso sí, Arias considera que la demagogia no es patrimonio exclusivo de ningún partido ni líder: "Cuando Trump ha dicho en la noche de su victoria electoral "ningún americano va a quedar olvidado", es una frase que podría decirla aquí Iglesias o Rajoy: "ningún español va a quedar al margen, nadie va a quedar atrás". Es una frase universal".

Con todo, el único partido mayoritario que no ha expresado su desaprobación, sino su felicitación, por los resultados de las elecciones estadounidenses es el Partido Popular, encargado del Gobierno y, por tanto, de las relaciones estratégicas de exteriores. Jean-Claude Juncker, presidente de la Comisión Europea, no ha sido tan acogedor como Rajoy en su bienvenida al magnate. ¿Será capaz la Europa aliada de EEUU de aceptar la victoria de Trump y alinearse con su estrategia en exteriores, aunque esta incluya el rechazo al TTIP o el acercamiento a Rusia? Preguntado al respecto, Carlos Esteban, periodista y columnista de La Gaceta, no lo ve claro: "No pueden enemistarse con EEUU que, al final, es el que les ha permitido tener unos presupuestos de Defensa ridículos (para niveles históricos) y dedicar el dinero así ahorrado a montar gigantescos Estados del Bienestar". Pese a la tradicional alianza UE-EEUU, Esteban ve difícil que la primera pase por alto ciertas cosas: "Trump ha apoyado el Brexit, recibe con una sonrisa las felicitaciones de Marine Le Pen y Nigel Farage. ¿Qué puede hacer Europa? Me encantaría saberlo. Pero no lo tiene nada fácil".

5762d9bf78a62042bf000001Imagen de la campaña electoral de VOX


Quizá la respuesta más certera sería decir que lo más parecido a Trump en España es VOX. Los de Santiago Abascal buscan fomentar dicha asociación y prueba de ello es que su lema actual es una españolización del Make America great again que ha llevado a Trump a la Casa Blanca: "Hacer España grande de nuevo". Además, no perdieron ocasión de expresar su alegría en un comunicado por la elección o de reunirse con el Frente Nacional francés. En las pasadas elecciones del 26J, tan sólo consiguieron algo menos de 50.000 votos, un 0,2%. El partido sabe que si ese 4'2% de españoles le votaran, entrarían en el Parlamento español por primera vez en su historia. Si no votan a VOX, el único partido autoproclamado similar a Trump, volvemos a la pregunta inicial: ¿a quién demonios votan?

La paradoja se da cuando se le pregunta directamente a los trumpófilos españoles por las equivalencias internacionales entre Trump y España. Alexander afirma que lo más parecido al norteamericano es el PP o 'Cuñadanos', con los que dice no simpatizar. Roi opina que el PP, con el que no comparte ni lo más mínimo. Carlos Esteban, columnista de La Gaceta, afirma que "el grupo que más ha querido representar una rebelión contra el sistema es, sin duda, Podemos", aunque matiza que es "en un sentido cosmético aparente". Son algunos casos de españoles trumpófilos que ven las similitudes con Trump en un partido al que sitúan en sus antípodas.

Alonso, quizá el más convencido de todos, lo decía al principio: "Trump es una mentalidad, no una serie de políticas". Una mentalidad que, para bien o para mal, aún no se ha hecho hueco en el panorama político español.

Etiquetas, , ,
Artículo anterior Artículo siguiente